Información sobre uso de cookies:

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para su funcionamiento, para mantener la sesión y personalizar la experiencia del usuario. Para más información sobre las cookies utilizadas consulta nuestra Política de Cookies.

Arroz

El arroz (Oryza sativa y Oryza glaberrima) es un cereal de primordial importancia para la alimentación humana, a la que se dedica el 95% de la producción, siendo básico en la dieta de más de la mitad de la población mundial, especialmente en países subdesarrollados o en vías de desarrollo.

Su origen se sitúa en Asia, probablemente en la India, hace más de 10.000 años, si bien fue en China donde comenzó su cultivo y domesticación. De Asia pasó a Europa oriental sobre el año 800 A. C., llegando a España con la invasión  musulmana y difundiéndose desde aquí a la Europa mediterránea y más tarde al continente americano.

Se trata de una planta herbácea monocotiledónea de ciclo vegetativo anual, en la que destacan los tallos (cilíndricos y huecos, con nudos y entrenudos), las hojas de lámina plana y angosta, unidas al tallo mediante vainas, y la inflorescencia en panícula. El grano de arroz, descascarillado, es una cariópside y constituye el aprovechamiento principal de la planta, fundamentalmente para alimentación humana y animal.

Dimensión económica

En España, el sector del arroz, con un valor de producción estimado para 2015 de 252,83 millones de euros, representa el 0,58% de la PRA (Producción de la Rama Agraria) y el 0,97% de la PRV (Producción de la Rama Vegetal). Fuente: Cuentas Económicas de la Agricultura, marzo 2016. El valor de la producción ha ido creciendo en los últimos tres años, y las estimaciones de 2015/16 indican que mejora su participación en la PRA pero empeora ligeramente con respecto a PRV.

 

Superficies y producciones

En España, se prevé una superficie de arroz cosechada en la campaña 2016/17 de 109.411 ha (del orden de un 55% japónica y un 45% índica) según los datos de Avances de superficies y producciones de julio 2016. Esto supone una nueva reducción con respecto a la campaña precedente y con respecto a la media de los últimos 5 años, reduciéndose en 12.647 ha desde la campaña 2011/12. También se prevé una producción para la campaña 2016/17 inferior a la de la campaña anterior, debido a la menor superficie sembrada y a una caída del rendimiento, que se estima inferior también al rendimiento medio de las últimas cinco campañas.

 

 

 

El arroz se distribuye por las Comunidades Autónomas de Andalucía, Extremadura, Cataluña, Valencia y Aragón, como muestran los siguientes gráficos relativos a la campaña de comercialización 2016/17.

En la Unión Europea, las estimaciones de la DG Agricultura de la Comisión Europea para la campaña 2016/17 prevén una superficie cosechada de 442.000 hectáreas, con una producción de 2,86 millones de toneladas de arroz cáscara (1,74 Mt de arroz blanco). Esto supone un aumento de 6.000 ha respecto a la campaña anterior. De la cifra total, 344.000 t corresponden a la subespecie japónica y 98.000 t a la subespecie indica.


Italia es el primer productor, con un 50% de la producción total, seguido de España con un 28% de la misma y con el 25% de la superficie. La siguen Grecia, Portugal, Francia, Rumanía, Bulgaria y Hungría (datos para la cosecha 2015).

 
El Consejo Internacional de Cereales, en su informe del mes de septiembre de 2016, prevé una producción mundial de arroz blanco para la campaña 2016/2017 de 482 Mt (que supone una reducción del 2,2% respecto a la campaña anterior).

 

Estructura y organización del sector productor

En España, el arroz es un sector cuya distribución regional está muy localizada en zonas con elevada salinidad e importantes restricciones medioambientales, como deltas y marismas pertenecientes o próximas a parques naturales, y con suelos que sufren problemas de encharcamiento.

Según los datos de la encuesta de febrero 2015 que se realiza a las Comunidades Autónomas, en nuestro país se cultivan 66.424 hectáreas de arroz en producción integrada, que suponen el 60% de la superficie total de este cultivo. La mayor parte se encuentra en Andalucía y Extremadura. Dicha superficie se ha visto reducida en un 2% con respecto al año anterior. Aproximadamente el 80% de la producción de arroz cáscara se comercializa a través de cooperativas. Las siete mayores envasadoras reúnen el 90% del total del mercado español.

Teniendo en cuenta los datos procedentes de las solicitudes únicas del año 2013 con respecto al cultivo del arroz, se puede deducir lo siguiente: En el año 2013 hay cerca de 9.000 explotaciones de arroz, de las cuales el 37% se concentra en Valencia, el 23% en Cataluña, un 21% en Extremadura y el 11% en Andalucía. El 96,7% de las explotaciones tienen menos de 50 hectáreas de arroz y concentran el 62% de la superficie total de arroz. Pero hay 4 explotaciones que superan las 500 hectáreas las cuales se encuentran en Andalucía. El 81% de las hectáreas totales de arroz se concentra en explotaciones de menos de 100 hectáreas de arroz.

Comercio exterior

El comercio mundial del arroz, se caracteriza por un bajo nivel de intercambios con respecto al nivel de producción (< 9%) que continuará en la cosecha 2017; escasos excedentes (debido a una oferta y una demanda muy ajustadas); pocos compradores y vendedores (las exportaciones de India, Paquistán, Tailandia, EEUU y Vietnam representan más del 80% del comercio mundial de arroz); y una producción concentrada en muy pocos países (los 10 principales productores suman más del 73% de la producción mundial).

 
España es exportadora neta de arroz con unas exportaciones medias en las últimas 5 campañas de 240.077 t frente a unas importaciones de 79.449 t. El saldo comercial ha disminuido en las últimas tres campañas, dado que han crecido las importaciones y se han reducido las exportaciones. El comercio se centra fundamentalmente en el tipo índica. A falta de los datos de agosto para la campaña 2015/16, se puede observar que las importaciones de arroz japónica se están incrementando en un 43% mientras que las exportaciones se reducen un 24%. Las importaciones proceden en un 76% de terceros países (media de las últimas 5 campañas) y el 44% son de arroz elaborado. El 85% de las exportaciones se destinan a la UE y el 52% son de arroz elaborado.

Comercio exterior de arroz en España

La Unión Europea es importadora neta de arroz, fundamentalmente de arroz de tipo índica, de grano largo, con cerca del 91% de las importaciones totales, debido a un mayor consumo de este tipo de arroz en los países del norte de Europa. Las importaciones están creciendo de una forma escalonada, con un saldo comercial medio de -809.400 t al año. Las exportaciones son fundamentalmente de tipo japónica.

Como parte de la iniciativa “Todo Menos Armas” (EBA, en sus siglas en inglés) la UE permite el acceso libre de aranceles y sin restricciones cuantitativas a las importaciones de todos los productos, excepto armas y municiones, procedentes de los Países Menos Avanzados (PMA), desde el 1 de septiembre de 2009. Las importaciones procedentes de estos países van aumentando a lo largo de las campañas de forma exponencial, siendo el 32,28% del total de las importaciones de arroz de la UE en la campaña 2014/15. En la campaña 2015/16 (según los datos de la Comisión Europea de septiembre 2016) esta cantidad se ha incrementado un 9,5% (sin incluir partidos).


El CIC en su informe de septiembre 2016 prevé que el comercio mundial de arroz en la campaña 2016/17 se reduzca ligeramente para situarse en 40 Mt de arroz elaborado. Se prevé que los principales exportadores seguirán siendo India, Pakistán, Tailandia, Estados Unidos y Vietnam, y los principales importadores China y Nigeria, pero entrarían Benin y la UE por delante de Indonesia, Arabia Saudí y Filipinas. La UE no ocupa un papel relevante como país productor ni exportador a nivel mundial.

Medidas de apoyo y regulación del sector

En España, como consecuencia de la aplicación de la reforma de la PAC, el sector del arroz entra en el sistema del nuevo régimen de pago básico. Se verá sometido a la convergencia en mayor o menor medida en función de la región en la que se encuentren sus explotaciones, y se ha considerado como sector elegible para una ayuda acoplada en nuestro país. Dicha ayuda tiene una dotación anual de 12,206 M€. Se estima que para una superficie media de 122.060 hectáreas, la ayuda media sería de 100 €/ha. No obstante cada año se calculará en función del número de hectáreas que se soliciten. En 2016 se ha calculado un importe unitario provisional de 111,69 €/ha.


 

 

Normativa comunitaria y nacional