Aceites de cocina Usados

En esta página

¿Qué son los aceites de cocina usados?

Aceites de cocina usados

Son grasas de origen animal o vegetal (aceites de oliva, de semillas de girasol y otras, etc.) que, utilizados en el cocinado de alimentos en los ámbitos doméstico, centros e instituciones, hostelería, restauración y análogos, su poseedor desecha o tiene la intención o la obligación de desechar.

¿Cuánto y dónde se generan?

Anualmente se consumen unas 850.000Tm de aceite (Fuentes: MARM y Asociación Nacional de Industriales Envasadores y Refinadores de Aceites Comestibles –Anierac-). De acuerdo con los actuales hábitos culinarios y de consumo, se estima que pueden generarse unos 150 millones de litros anuales de aceite vegetal usado (Fuentes: Eroski consumer, GEREGRAS, MARM).

Aceites usados

Domicilios

Preparación, cocinado y condimento de alimentos en las cocinas de los hogares.

Actividades comerciales

Preparación, cocinado y condimento de alimentos en establecimientos de restauración y hostelería: bares y restaurantes, hoteles, comedores colectivos de empresas, etc.

Administración pública y equipamientos

Preparación, cocinado y condimento de alimentos en las cocinas de centros educativos, comedores sociales, instituciones, etc.

¿Por qué se deben gestionar adecuadamente?

Aceites de cocina usados

Desechar los aceites de cocina usados, incluso en cantidades pequeñas, por fregaderos, inodoros u otros elementos de la red de saneamiento pública, es una práctica que se debe evitar. Tal acción implica riesgo de atascos de tuberías, dificultades e incremento de costes en los procesos de depuración de aguas residuales, así como la formación de una película superficial en aguas de ríos, lagos, etc., que afecta al intercambio de oxígeno y perjudica a los seres vivos de los ecosistemas. Se estima que un litro de aceite puede contaminar mil litros de agua.

 

 

Objetivos de gestión de la normativa y los documentos técnicos:

Objetivos de la Ley 22/2011, de 28 de julio, de residuos y suelos contaminados:

  • Antes de 2020, la cantidad de residuos domésticos y comerciales destinados a la preparación para la reutilización y el reciclado para las fracciones de papel, metales, vidrio, plástico, biorresiduos u otras fracciones reciclables deberá alcanzar, en conjunto, como mínimo el 50% en peso.

Objetivos del Plan Nacional Integrado de Residuos para el período 2008-2015 (PNIR):

Link a 2.4_Planes y programas

  • Aumentar las tasas de reciclado de los diferentes materiales presentes en los residuos urbanos de origen domiciliario.
  • Impulso a la recogida separada de residuos de aceites vegetales.

Recomendaciones de la Estrategia Temática sobre el Uso Sostenible de Recursos Naturales:

  • Cierre del ciclo de materiales, usando eficientemente los recursos existentes y cumpliendo con la necesidad de parar la degradación de nuestros sistemas ecológicos por sobreexplotación, volviendo al funcionamiento cíclico que enseña la naturaleza.

Objetivos de la Política Energética Europea:

  • Ayudar en el cumplimiento de los objetivos de producción de energía renovables a través de la producción de biocombustibles.

Para más información ver apartado Normativa y planificación 

¿Cuál es su ciclo de gestión?

Aceites de cocina usados

¿Cómo se pueden prevenir?

La prevención de la generación de residuos de aceites de cocina usados es prioritaria, y para ello es importante la sensibilización para impulsar hábitos de consumo saludables y en las cantidades adecuadas, particularmente de alimentos fritos.

¿Cómo se separan en origen y se recogen?

Una vez utilizado el aceite de cocina se debe acopiar en la vivienda y posteriormente se debe entregar a los sistemas de recogida habilitados:

 

 

Aceites de cocina usados
  • Sistemas de recogida municipales previstos por los entes locales:

                - Puntos limpios fijos, móviles o de barrio

                - Recogida en contenedores específicos en puntos de aportación (vía  pública, equipamientos como mercados, supermercados, centros comerciales, etc.)

  • Sistemas de recogida para grandes generadores: recogidas a demanda a partir de un acopio mínimo de residuos o por rutas de frecuencia definida. 

Los usuarios tienen que almacenar el aceite en envases cerrados que pueden ser propios (en general, botellas de plástico usadas) o en algunos casos el ayuntamiento o las empresas responsables del reciclaje entregan envases de diversas capacidades para homogeneizar y facilitar el sistema.

 

¿Cómo se tratan?

Los  aceites de cocina usados recogidos separadamente pueden recibir tratamientos mediante los cuales se preparan para la producción de biocarburantes, jabones y otros usos en la industria química (ceras, barnices, otros), reduciendo así el uso de recursos procedentes de materias primas e impulsando la actividad económica y empleos más verdes.

La producción de biodiesel (BD100) a partir de aceites usados comporta un ahorro de energía fósil del 21% en relación al uso de aceites crudos y un ahorro del 96% de energía fósil respecto a la producción del diésel. (Fuente: CIEMAT, 2006). Cada quilogramo de aceite recogido se puede transformar en 0,92-0,97 quilogramos de biodiesel. Recientemente se han llevado a cabo asimismo ensayos de utilización en aviación internacional de biocarburantes que contienen aceites vegetales usados.

No existen resultados con los criterios de búsqueda