Información sobre uso de cookies:

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para su funcionamiento, para mantener la sesión y personalizar la experiencia del usuario. Para más información sobre las cookies utilizadas consulta nuestra Política de Cookies.

Menos "Black Friday" y más "consumo responsable"

Buy Nothing Day

Noviembre 2017

El último viernes de noviembre se ha convertido en sinónimo de descuentos en España y en todo el mundo desde que se importara la tradición estadounidense del Black Friday. Pero como respuesta a esta jornada de compras, han surgido iniciativas que buscan hacer frente al consumismo generalizado o a fomentar alternativas responsables:

GIVING TUESDAY

Una alternativa solidaria al Black Friday es el Giving Tuesday, un movimiento global que propone dedicar un martes en todo el mundo (este año, el 28 de noviembre) a celebrar la acción de dar, ya sean alimentos, dinero, tiempo (voluntariado) u objetos de segunda mano. Es decir, a colaborar con causas sociales.

El objetivo es promover las donaciones y dar a conocer los proyectos solidarios participantes utilizando la etiqueta #GivingTuesday en las redes sociales. En 2016, Giving Tuesday en España recaudó un total de 558.617 euros destinados a 321 proyectos y más de 1.379 personas donaron sangre.

GREEN FRIDAY

El Green Friday nació en 2015 como una campaña ecológica mundial impulsada por representantes de la Comisión Europea y las organizaciones ECODES, WWF y Ecoserveis en respuesta al "consumismo desenfrenado" del Black Friday. En este caso, la intención no es desactivar las compras, sino fomentar un consumo responsable.

La iniciativa se ha completado con propuestas como las de El Hervidero de Ideas, una agencia de comunicación que el pasado año ofreció un amplio listado de ofertas respetuosas con el medio ambiente coincidiendo con el Black Friday. Más de 200 comercios se unieron, ofreciendo descuentos de hasta el 40% en productos de todo tipo: alimentación, moda sostenible, accesorios, cosmética natural, juguetes, decoración y joyería, entre otros.

La agencia, que llama a utilizar la etiqueta #GreenFriday para "fomentar y llamar la atención sobre el consumo responsable y verde", publica un catálogo de todas las marcas participantes en la segunda edición del evento y los descuentos que ofrecen.

EL DÍA SIN COMPRAS

El Día Mundial Sin Compras (Buy Nothing Day) es una jornada de protesta en la que se invita a toda la población a no consumir ningún tipo de productos durante el Black Friday, con la finalidad de denunciar el actual modelo de producción y consumo y promover modelos alternativos.

La idea nació en 1992, cuando el publicista canadiense Ted Dave llamó a boicotear las compras de Navidad: "Intenta no comprar nada para Navidad y vivirás las vacaciones navideñas más divertidas". A él le siguieron multitud de activistas internacionales, que se han manifestado de formas muy diversas: creando zonas libres de tiendas, organizando protestas, o promoviendo mercadillos alternativos.

En España, organizaciones como Greenpeace y Ecologistas en Acción se suman al Día Sin Compras, que definen como una campaña para visibilizar los impactos del consumismo irresponsable del Black Friday y para proponer como alternativa un consumo transformador.

Para Ecologistas en Acción "la relación que tiene el consumismo con la crisis ecosocial es bastante evidente, pues detrás de cualquier objeto que compramos hay un proceso industrial, transporte, extracción de materias primas, etc., que contribuyen al cambio climático".

Una propuesta de Greenpeace para consumir menos y crear más es HAZ, un evento gratuito lleno de talleres creativos para toda la familia, intervenciones maestras sobre otras formas de consumo, actuaciones musicales, documentales, juegos y muchas sorpresas y diversión, los días 2 y 3 de diciembre.

CONSUMIR DE MANERA RESPONSABLE DURANTE EL BLACK FRIDAY

Si se opta por sacar provecho de los descuentos del Black Friday, sin renunciar a consumir de manera responsable, las organizaciones de consumidores ofrecen una serie de consejos prácticos:

  • No dejarse llevar por los impulsos. FACUA aconseja a los consumidores que "no se dejen cegar por los enormes descuentos" y valoren tres elementos esenciales antes de realizar compras: si el precio final es realmente razonable, si el producto resulta necesario o si representa un capricho asumible que no provocará un arriesgado aumento de sus niveles de endeudamiento.
  • Hacer una lista de los productos que se quieren comprar y dividirlos en deseos y necesidades. La Asociación General de Consumidores (ASGECO) recuerda que "el verdadero ahorro no consiste en acaparar productos cuyos precios se han reducido considerablemente, sino en gastar lo mínimo posible para satisfacer necesidades reales".
  • Definir un presupuesto. Una vez elaborada la lista de la compra, las organizaciones de consumidores recomiendan calcular un presupuesto y fijar una cantidad máxima de gastos. Ceñirse a un presupuesto ayudará a evitar un consumo excesivo y gastos inesperados.
  • Comparar precios. Antes de proceder a las compras, la mejor opción es comparar precios entre distintas tiendas, para lo cual resultan muy útiles herramientas como Google Shopping o el comparador de precios de la OCU, que muestran el importe de un mismo producto en diferentes tiendas.
  • Si un producto no convence, no comprarlo. Si el artículo deseado no está todo lo rebajado que se espera o no es el modelo que se busca, la mejor opción es no adquirirlo. Antes de realizar compras impulsivas que puedan provocar arrepentimiento, es preferible esperar a futuros períodos de rebajas, recuerdan las organizaciones de consumidores.

Fuente: