Información sobre uso de cookies:

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para su funcionamiento, para mantener la sesión y personalizar la experiencia del usuario. Para más información sobre las cookies utilizadas consulta nuestra Política de Cookies.

Desarrollo Rural

Etapa 1: Panes - Alles

  • Etapa 1: Panes - Alles

Por el oriente asturiano

La primera etapa del Camino Natural de la cordillera Cantábrica discurre por la parte más oriental asturiana, sobre las faldas del Paisaje Protegido de la Sierra del Cuera, entre los concejos de Peñamellera Baja y Peñamellera Alta, uniendo sus dos capitales, Panes y Alles.

Perfil MIDE de la Etapa Panes-Alles

El camino parte de Panes, una localidad con gran tradición bolera, capital del concejo de Peñamellera Baja, y continúa hacia el este sobre las faldas de la Sierra del Cuera, recorriendo distintos pequeños núcleos rurales, atravesando varios ríos y pasando entre masas arbóreas de gran diversidad, para terminar subiendo a la localidad de Alles, capital de Peñamellera Alta.

Panel informativo junto al jardín botánico de Panes

En la plaza de Panes se encuentra el Museo de los Bolos de Asturias, un juego antiquísimo con gran tradición en la franja cantábrica, con especial importancia en Asturias y Cantabria. El Museo de los Bolos es el primero de España dedicado a este deporte tradicional y fue inaugurado en abril de 2003, impulsado por la peña bolística Picu Peñamellera. El Museo de los Bolos depende del Museo Etnográfico del Oriente, situado en Porrúa (Llanes), y tiene unos amplios fondos (más de mil piezas), siendo el único museo español dedicado a unos juegos de bolos autóctonos.

La etapa comienza en el aparcamiento del jardín botánico de Panes, a la izquierda del panel de inicio de senda que allí se encuentra. Desde el cartel, seguiremos las marcas direccionales pintadas en las farolas y la barandilla de madera. Los primeros tramos recorren la llanura aluvial del tramo bajo del río Deva. Varios paneles explicativos del jardín botánico, ubicados a lo largo de los primeros metros del camino, nos permitirán interpretar el paisaje vegetal de la comarca de los Picos de Europa.

La pista de tierra discurre entre sotos de castaños, avellanos y robles

Tras pasar un pequeño puente de madera, situado a la izquierda de la senda, se encuentra la iglesia de San Juan de Ciliergo, construida entre los siglos XII y XIII, y en deficiente estado de conservación. La iglesia, que fue quemada en 1936, carece de cubierta y tan solo posee el arco triunfal con las paredes laterales en pie. En el imafronte se alza una gran espadaña adornada con un frontón con cruz de piedra labrada. Pocos metros después, el trazado del camino sale a la carretera asfaltada N-621, por lo que deberemos extremar la precaución.

El Camino Natural cruza el río Deva por el primer puente a la derecha y prosigue en ligero ascenso por el valle del río Cares, desde donde tendremos una panorámica del río con la Pica Peñamellera al fondo y la Sierra del Cuera que suele verse nevada en invierno. En esta parte, el camino de zahorra cruza el núcleo rural de Tobes, donde se encuentra la iglesia de San Pedro, y un poco más adelante, toma el desvío a la izquierda hacia Bores, situado en la ladera de la Pica Peñamellera. Ambos núcleos rurales se encuentran entre prados de diente delimitados por muros de piedra caliza, salpicados de bosquetes, y afloramientos rocosos. En las inmediaciones, también se localizan encinares atlánticos (Quercus ilex y Quercus rotundifolia), protegidos por la legislación autonómica y catalogados como de interés especial. En Bores, la ruta asciende entre prados y fincas salpicadas de cabañas de tipología tradicional.

Vistas del núcleo rural de Mier y del río Cares

Dejando la Pica Peñamellera siempre a la derecha, el camino de tierra desciende por la Collada Ardines, desde donde se divisa Mier, un núcleo rural atravesado por el río Cares sobre la ladera de El Llambrial, y bosques de frondosas. Dejando Mier atrás, el camino continúa por una ladera caliza a escasos metros del Cares, por lo que deberemos extremar las precauciones en esta parte. En el pueblo de Mier se recomienda a los cicloturistas continuar por la carretera cruzando el río Cares por el puente de acceso a Mier (Carretera local PA-1) y torcer a la derecha rodando por la AS-114 hasta el cruce con la AS-345 donde se reincorporan a la ruta señalizada.

Posteriormente, el camino cruza el puente colgante de Niserias y continúa por la carretera asfaltada AS-345 hasta Besnes, donde la pista de tierra asciende ligeramente entre sotos de castaños (Castanea sativa), avellanos (Corylus avellana) y robles (Quercus robur), a orillas del río Besnes, hasta llegar a Alles, final de ruta.

Información adicional

Los bolos en Asturias

La primera noticia histórica de este juego en Asturias data de 1495, cuando Nuño Bernaldo de Quirós ofendió en una partida de bolos o byrlos al Contador Mayor de los Reyes Católicos, Alonso de Quintanilla, el día de octava de Corpus. Los bolos continuaron como deporte popular de todas las clases sociales, siendo la bolera lugar de reunión y amistad, situadas en el centro de la localidad, normalmente junto a la iglesia.

Las modalidades de juego en Asturias son catorce: Cuatreada, Birle o Bolo-Palma, Bolo de Tineo, Batiente Rodado, Batiente de Cabo Peñas, Bolo de Cangas del Narcea, Bolos de Saliencia, Pasadiez, Bolos de Luarca, Bolos Rodados, Cuarta de Degaña, Bolos del Navia, Cuatrín de Agones y Dexabolu.

La pesca del salmón 

Además de su belleza, el Cares tiene un gran atractivo turístico por la abundancia de salmones, truchas y reos que ofrecen sus aguas. Es el tercer mejor río salmonero de Asturias, por detrás del Narcea y del Sella. Tanto el Deva como el Cares son famosos por la calidad de sus salmones, lo que da un gran movimiento a la villa de Panes, que registra una gran afluencia de pescadores venidos de todos los rincones de España y del extranjero en temporada de pesca.

El Cares es un río con muchos acotados y la mayor parte de sus zonas libres se encuentran en la parte alta y baja de río. Posee 17 cotos, contando los dos que gestiona Asturias en el Deva, donde se materializan buena parte de las capturas, con lotes muy buenos. Alrededor de Niserias, tras la presa y la central eléctrica, se encuentran varios cotos salmoneros de los más afamados: La Mina, Los Picayos, La Curva, Coto Niserias y la Reserva de Niserias. La temporada comienza en mayo y junio. Pasa a ser coto sin muerte y para la pesca del reo desde mediados de junio.

Enlaces de interés