Planificación forestal

Los bosques y otras superficies forestales desempeñan una función social relevante, tanto como fuente de recursos naturales como por satisfacer múltiples servicios ambientales: protección del suelo y del ciclo hidrológico, mitigación del cambio climático a través de la fijación del carbono atmosférico, fuente de diversidad biológica, configuración del paisaje, etc. Debe ser por tanto obligación de todas las Administraciones públicas velar por su conservación, protección, restauración y mejora y aprovechamiento sostenible.

Con carácter general, la política forestal española se basa en el impulso de la gestión forestal sostenible y en el cumplimiento equilibrado de la multifuncionalidad de nuestros montes, en sus tres vertientes: ambiental, económica y social.

No existen resultados con los criterios de búsqueda